sâmbătă, 31 mai 2014

Ultraj


Indignación en la India por la violación y ahorcamiento de dos adolescentes

La  violación en grupo y ahorcamiento de dos adolescentes de la casta dalit (intocable) en el norte de la India  levantó una ola de indignación popular en contra de la Policía, acusada de inoperancia en muchos casos de abusos sexuales en el país asiático.
Los cuerpos de las dos primas, de 14 y 15 años, aparecieron colgados el miércoles de un árbol de mango en la localidad de Katra, en el estado de Uttar Pradesh, después de que la noche del martes desaparecieran tras salir al campo a orinar, al carecer de retrete.
El hermano de una de ellas salió en su búsqueda al ver que no volvían y tras rastrear la zona descubrió que las retenían en una casa del pueblo, pero cuando los familiares de las niñas pidieron que las liberasen, los captores se negaron, explicó el canal NDTV
Entonces la familia de las adolescentes acudió a la Policía para reclamar ayuda, pero los agentes no quisieron registrar la denuncia. "Cuando fui a la comisaría, lo primero que me preguntó la policía fue mi casta. Cuando les dije cuál era, empezaron a abusar de mí", declaró el padre de una de las víctimas a la BBC. Al día siguiente, las jóvenes aparecieron colgadas del árbol.
Por el hecho detuvieron a cinco personas, entre ellas dos agentes que fueron acusados de "conspiración criminal" al negar la ayuda a los familiares de las víctimas.
Las jóvenes habían sido raptadas por un tercer policía, Awadhesh, y dos de sus hermanos -Pappu y Urvesh-, que fueron detenidos y acusados de asesinato y violación, al igual que otros dos hombres que se encuentran fugitivos.
La organización pro derechos humanos Amnistía Internacional (AI) destacó que la crudeza del caso y la inoperancia policial se debió a que las jóvenes eran intocables, grupo social que ocupa el último escalafón en el sistema de castas.
"A pesar de que en la India son protegidos por la Constitución y por leyes especiales, los dalits (intocables) -y en especial sus mujeres- se enfrentan a múltiples niveles de discriminación y violación", aseguró una activista de AI en la India, Divya Iyer, quien aclaró que los sospechosos pertenecían a una casta superior.
"Se sabe que miembros de las castas dominantes usan la violencia sexual contra las 'dalits' como herramienta para castigar, humillar y reivindicar el poder (frente a los intocables)", sentenció Iyer.
Los ataques a mujeres y la violencia sexual están en el foco de la atención pública especialmente desde la violación grupal y la muerte de una estudiante en un autobús en Nueva Delhi en 2012, que desatóprotesas multitudinarias y llevó al Gobierno a endurecer las leyes contra los agresores sexuales.
tn
Ya está bien, no son menos las mujeres, nadie es menos, como persona, por ser de otro grupo, esas ideas nos han llevado a guerras, hasta mundiales, no es de recibo que un país emergente eciba inversiones de los chupones adinerados cuando suceden estas cosas, las leyes deben ser inflexibles, duras y aplivarse, justicia para estas niñas y para todas las que sufren  la barbarie de gentes que no llegan a categoría de humanas, ni siquiera a la de animales que respetan más que ellos

Niciun comentariu:

Trimiteți un comentariu